Traición de judas: historia bíblica y lección de fidelidad

El Beso de Judas es una historia bíblica que se encuentra en el libro de Mateo, capítulo 2Narra el momento en que Judas Iscariote, uno de los discípulos de Jesucristo, lo traiciona y lo entrega a las autoridades religiosas y políticas de la época.

Índice
  1. La traición de Judas
  2. El beso de Judas
  3. La lección de la traición de Judas

La traición de Judas

Judas, buscando una oportunidad para entregar a Jesús, se acerca a los principales sacerdotes y les ofrece entregarlo a cambio de treinta piezas de plata. Luego, durante la última cena, Jesús anuncia que uno de sus discípulos lo traicionará. Esto entristece a los demás discípulos, quienes comienzan a preguntarle si son ellos los traidores.

Jesús les revela que el traidor es aquel que mete la mano con Él en el plato, y que el Hijo del Hombre será entregado según está escrito de Él. Jesús pronuncia un ¡ay! para aquel hombre que lo entregará, diciendo que sería mejor para él no haber nacido.

Judas, al escuchar esto, pregunta si él es el traidor. Jesús responde diciendo: tú lo has dicho.

El beso de Judas

Más tarde, Jesús se dirige a un lugar llamado Getsemaní junto a tres de sus discípulos. En ese momento, Judas llega acompañado de una multitud armada enviada por los principales sacerdotes y ancianos del pueblo. Judas les había dado una señal para identificar a Jesús, diciendo que aquel a quien él besara sería el que debían arrestar.

Judas se acerca a Jesús y le dice: ¡salve, maestro! y lo besa. Jesús le pregunta: amigo, ¿a qué vienes? y en ese momento es arrestado por la multitud.

La lección de la traición de Judas

La historia del Beso de Judas nos enseña sobre la traición y la importancia de mantenernos fieles a nuestros principios y valores. Judas traicionó a Jesús por treinta piezas de plata, vendiendo la verdad del evangelio por un beneficio personal.

Esta historia también nos invita a reflexionar sobre cómo muchas veces nosotros también podemos traicionar nuestros principios y valores por las tentaciones y ofertas del entorno. Nos muestra la importancia de no vender la verdad y de no justificar la iniquidad en busca de reconocimiento o beneficios materiales.

El verdadero amor a Dios implica obedecer su palabra y enseñarla a los demás, sin importar las críticas o el rechazo que podamos enfrentar. Comprar la verdad y no venderla es un principio fundamental para aquellos que buscan vivir una vida en obediencia a Dios.

El Beso de Judas es una historia bíblica que nos enseña sobre la traición y la importancia de mantenernos fieles a nuestros principios y valores. Nos invita a reflexionar sobre cómo podemos traicionar a Dios y a los demás cuando buscamos nuestro propio beneficio en lugar de obedecer su palabra. A través de esta historia, podemos aprender la lección de no vender la verdad y de vivir una vida en obediencia a Dios.

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte contenidos y servicios personalizados a través del análisis de la navegación. Acéptalas o configura sus preferencias Más información