#ChicaFan | Tres grandes mujeres de la literatura | #EPP

Desde chiquita leo. Y en todo este tiempo que no estuve en mi departamento, siempre decía que lo que más extrañaba eran mis libros. De hecho, fue lo primero que chequee que estuviera bien. Allá estaban, esperándome. No leí mucho en pandemia, pero si volví a Harry Potter, aquel libro que me formó cuando recién comenzaba a desandar la adolescencia (solo era una pequeña Noe de 11 años queriendo ser Hermione), y me puse a pensar cuáles eran aquellas grandes mujeres que me habían inspirado desde peque. 

Jo March, no estás en este ranking. Aún así, sabés que sos la uno, y que si no te nombro ahora es porque tenemos que dejarle espacio a otras de las que también podemos aprender.


#1: Katniss Everdeen, saga Los Juegos del Hambre.

Desde un principio, lo que más me llamó la atención de Katniss era su falta de simpatía. No porque no gustara su personalidad, sino porque las heroínas de los libros que leía eran mujeres carismáticas que todo el tiempo estaban a pleno. Katniss no sonreía, tenía pesadillas y la mayoría del tiempo su mente era un torbellino de pensamientos. Era una adolescente terrenal, que entre todos sus líos y sus ganas de cambiar Panem se conflictuaba con cuestiones normales. 

Ella me enseñó que la frustración era normal cuando las cosas no salían como queríamos, que no era necesario utilizar una máscara del "todo está bien", y que aunque fallaras, podías volver a intentarlo otra vez, las veces que fuera necesario. 


#2: Ela, de El Mundo Encantado de Ela.

Tenía trece años cuando descubrí que no estaba bien que Cenicienta se quedara esperando a que el sueño se convierta en calabaza, o que el príncipe venga a buscarla. Fue Gail Carso Levine, esta escritora con pinta de hada la que me lo enseñó. Ela es una cenicienta que no se conforma. Que se nutre con el contacto del otre, que aprende desde la empatía, que viaja para cumplir un objetivo pero también para ampliar su forma de ver el mundo. 

Después de Jo March, Ela es la protagonista que quiero que mis sobrinas, a sus ocho años, tengan como guía. Porque les va a enseñar que la mejor manera de vivir aventuras, es animándose a romper las estructuras que nos rodean. 


#3: Hermione Granger, de la saga Harry Potter.

Hermione era inteligente porque fue algo que se propuso: ser la mejor alumna del colegio Hogwarts de Magia y Hechicería. Esa tenacidad fue la que a mis 11 años me hizo querer ser como ella. No era su cerebro en si, sino que se puso un objetivo y no paró (y creció) hasta conseguirlo. Estaba pendiente de sus amigxs y se proponía salvar al mundo mágico a la vez. Porque seamos sincerxs, Harry no hubiera sobrevivido ni la primera batalla sin ella de su lado.

¿Estás buscando libros para niñas con protagonistas inspiradoras? ¡O incluso historias que te ayuden a enfocarte a vos! Estos tres son mis recomendados del día ¡Seguinos en instagram y contamos cuáles son las grandes mujeres de la literatura que marcaron tu vida!

#TeamEPP

0 comentarios

Te puede interesar


Comercial

random

¿Ya leiste estos posts?

suscribir footer

¿Querés enterarte de todo lo nuevo?

Formá parte de nuestra lista de mail

instagram